Cáncer >> regresa al menú  

Una buena alimentación durante la quimioterapia

La alimentación balanceada es sinónimo de salud, y lo es más aún, para ayudar al organismo a mejorar cuando padecemos de alguna enfermedad, y estamos en tratamiento para  mejorarlo.

El organismo debe estar en las mejores condiciones para combatir cualquier tipo de infecciones y/o reconstruir tejidos sanos más rápidamente.

La dieta debe ser balanceada, que contenga todos los nutrientes que el cuerpo necesita.

  • Aumenta la cantidad de frutas y verduras a tu dieta diaria.
  • Consume todos los días cereales y tubérculos como la papa, el camote, etc.
  • Carnes, las proteínas ayudan a reparar y construir, piel, músculo, cabello y los órganos afectados.
  • Azucares
  • Líquidos, es muy importante que bebas por lo menos 2 o 3 litros de agua diariamente para proteger a tu vejiga y riñones durante el tratamiento.

¿Qué pasa si no tengo ganas de comer?

Los efectos colaterales de la quimioterapia pueden alterar tu apetito algunos días.

Sin embargo, debes intentarlo, para tener las fuerzas suficientes para salir adelante, para no perder peso, que en estos momentos es muy importante.

Las principales causas de que no tengas apetito pueden ser las nauseas, problemas en la garganta o boca, que te pueden causar dolor.

Otra causa puede ser tu estado de ánimo, tal vez te sientas deprimido, triste o muy cansado y realmente no tengas apetito.

Estos consejos tal vez te ayuden:

  • Durante esta etapa de tratamiento, no tienes que hacer 3 comidas estrictamente y a ciertas horas establecidas, come en el momento que tengas ganas, elige alimentos que no te provoquen nauseas.
  • Pide ayuda, en estos momentos habrá mucha gente que desee ayudarte, y pídeles que te lleven comida ya preparada, para que los olores que se forman a la hora de prepararlos no te provoquen nauseas.
  • Come alimentos balanceados, pero sobre todo los que más se te apetezcan.
  • Pide que te acompañen durante tus comidas, el estar con amigos o familiares te distraerá y comerás más a gusto.
  •  Si no tienes quien te acompañe, enciende la radio, pon tu música preferida, o enciende la televisión.
  • Evita tomar alcohol.
  • Consulta con tu médico, la posibilidad de tomar complementos vitamínicos.
  • No tomes ningún medicamento que no haya sido recetado por tu médico.

 

Derechos Reservados